Screen width of at least 320px is required!
Speed 1.0x
/

El camino de Santiago

Capítulo Tercero – El dolor de las agujetas y la soledad

Capítulo Tercero – El dolor de las agujetas y la soledad
Lo primero que uno descubre en la segunda mañana del Camino es que existe la posibilidad de sentir dolor en todos y cada uno de los músculos del cuerpo. Músculos que uno no sabía que existían. “¡Madre mía las agujetas que tengo, Juan! ¡Me duelen hasta las uñas del pie!”, dije nada más levantarme de la cama. “No seas tan exagerado. Te dije ayer que debías tomarte un buen vaso de agua con azúcar antes de empezar a caminar, pero veo que no me hiciste caso y ahora tu cuerpo te llama la atención, pero tranquilo que no hay nada mejor que seguir caminando para quitarte esas agujetas”.

End of free content.

To access this material, please LOG IN.

If you don't have a subscription, please click HERE to sign up for this program.